Policía no quería sobrevivientes en embajada de España en Guatemala

Policía no quería sobrevivientes en embajada de España en Guatemala

Una testigo aseguró hoy, durante el juicio por la masacre de 37 personas en la embajada de España en Guatemala en 1980, que la policía local dio la orden de no dejar sobrevivientes durante el incendio que arrasó con la representación consular.

CIUDAD DE GUATEMALA.- La declaración fue parte de la décima audiencia del juicio en contra del ex jefe policial Pedro García Arredondo, único detenido por la matanza, ocurrida el 31 de enero de 1980 en la embajada de España en la capital del país centroamericano.

Durante el debate oral y público de este martes, el Tribunal de Mayor Riesgo B escuchó el testimonio escrito de María Odette Arzú Castillo, quien radica en España.

La ex voluntaria de la Cruz Roja guatemalteca, quien ingresó a la embajada tras el incendio, afirmó que a través de la radio de la extinta Policía Nacional (PN) se divulgó la orden de no dejar sobrevivientes.

La masacre tuvo lugar cuando las fuerzas de seguridad del régimen militar del general y presidente en aquel momento, Fernando Romeo Lucas García (1924-2006), asaltaron la embajada española después de que fuera ocupada por campesinos guatemaltecos.

En el asalto murieron quemadas 37 personas, entre ellas el cónsul español Jaime Ruiz del Árbol y sus compatriotas y empleados de la delegación Luis Felipe Sanz y María Teresa Vázquez.

También fallecieron Vicente Menchú y Francisco Tum, padre y primo, respectivamente, de la premio Nobel de la Paz de 1992, Rigoberta Menchú, quien fue la primera testigo de la Fiscalía en contra del ex jefe policial y quien además es querellante en el caso.

“Hemos escuchado afirmaciones de tres testigos que vieron al señor Arredondo en el lugar y ahora también se confirma de nuevo la orden de la policía”, dijo el portavoz de la fundación de Menchú, Wielman Cifuentes.

La próxima audiencia se llevará a cabo el 19 de diciembre y durante la misma podrían participar dos testigos de la defensa e incluso escuchar conclusiones.

Según la fiscalía, se han mostrado suficientes evidencias para declarar culpable a García Arredondo, de 69 años, quien dirigía un comando de la extinta Policía Nacional (PN) en aquel momento.

De acuerdo con las investigaciones del Ministerio Público (MP), fue Arredondo quien dio la orden de incendiar la embajada española, que había sido ocupada por un grupo de campesinos que denunciaba la represión militar.

El ex jefe policial fue capturado el 24 de julio del 2011 por la desaparición forzada, el 9 de junio de 1980, del estudiante universitario Edgar Saenz Calito.

En agosto del 2012, García Arredondo fue condenado a 70 años por ese delito y durante ese juicio fue ligado al proceso judicial por la matanza en la representación consular.

El embajador de España en Guatemala en aquel momento, Máximo Cajal y López y el campesino guatemalteco Gregorio Yujá fueron los únicos supervivientes del asalto, pero este último fue secuestrado dos días después y su cuerpo, con signos de tortura, fue encontrado el 2 de febrero de 1980 en la rectoría de la Universidad de San Carlos.

Uno de los principales testimonios en el juicio fue la declaración grabada del diplomático, quien falleció en abril pasado en España pero quien sostuvo en la cinta que nunca autorizó el ingreso de las autoridades a la representación consular y que los agentes de la policía llevaban hachas.

http://m.prensalibre.com/nacionales/nota/166505004

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s