Testigos mueren sin participar en nuevo juicio por genocidio

Testigos mueren sin participar en nuevo juicio por genocidio

POR CLAUDIA PALACIOS
cpalacios@lahora.com.gt

Pedro Brito Chávez murió de causas naturales esta madrugada sin poder ver concluido el proceso judicial por delitos de lesa humanidad contra el exjefe de Estado, Efraín Ríos Montt, y su jefe de Inteligencia Militar, José Rodríguez Sánchez, en el cual brindó su declaración como testigo del genocidio Ixil.

Según informó Héctor Reyes, del Centro para la Acción Legal en Derechos Humanos (CALDH), Brito Chávez falleció a los 43 años de una enfermedad común, debido al poco acceso a los servicios de salud pública en la comunidad de Sajsibán, Quiché, donde vivió toda su vida.

En abril del 2013, durante el juicio contra los dos militares retirados, el testigo relató al Tribunal A de Mayor Riesgo que, en noviembre de 1982, el ejército atacó su aldea y asesinó a su madre y a su hermana embarazada junto a sus dos hijos. Para escapar tuvo que permanecer escondido por 8 días en un matorral.

El debate finalizó el 10 de mayo de 2013 con una sentencia condenatoria de 90 años de prisión contra Ríos Montt y una absolutoria para Rodríguez Sánchez; sin embargo, diez días después la Corte de Constitucionalidad anuló todo lo actuado en el juicio y ordenó repetirlo.

Esta es la segunda muerte de un testigo del juicio por genocidio. Ni Pedro Brito Chávez, ni Clemente Vásquez Mateo, quien murió el año pasado, podrán ver concluido el proceso contra los dos militares retirados y tampoco podrán aportar su testimonio como prueba ante el tribunal.

Reyes estima que alrededor del 70 por ciento de los 150 testigos del caso es mayor de 80 años y tiene padecimientos de salud, lo cual afectaría su participación en un nuevo juicio.

“Es lamentable que nuestros testigos están falleciendo y en este momento no tenemos ni integrado un tribunal de sentencia en el cual, todos aquellos testigos que están gravemente enfermos o son de avanzada edad, puedan prestar su declaración en anticipo de prueba”, dijo el director de CALDH.

Actualmente la repetición del juicio por genocidio está a la espera de que la Sala de Apelaciones de Mayor Riesgo defina si la jueza presidenta del tribunal, Jeannette Valdés, permanecerá como contralora de la causa.

Ambos acusados permanecen bajo arresto domiciliar debido a problemas de salud. Ríos Montt se ausentó de las últimas dos audiencias en el caso debido a un padecimiento en la columna vertebral.

EL CASO

El Ministerio Público señala a Efraín Ríos Montt y José Rodríguez Sánchez de dirigir operaciones militares de represión contra la población del Triángulo Ixil durante 1982 y 1983.

De acuerdo con la Comisión para el Esclarecimiento Histórico, durante los 17 meses que duró el gobierno de facto de Ríos Montt se registró la muerte de 1 mil 771 miembros de la etnia ixil, equivalente al 33.61 por ciento de la población.

Testigos mueren sin participar en nuevo juicio por genocidio

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s